Síguenos en
Foto: Archivo

Salud

Dermatólogos fomentan protección de la piel para evitar daños por el Sol

Con el fin de fomentar la cultura del cuidado de la piel, la Fundación Mexicana de Dermatología llevó a cabo este domingo una jornada de información para que la gente conozca los productos y acciones para prevenir quemaduras graves que provoca la exposición al Sol.

En entrevista con Notimex, la presidenta de esta fundación, Gladys León Dorantes, destacó que la importancia de la fotoprotección, con lo cual se protege y preserva la función de la piel contra los daños del Sol.

Indicó que en el país el uso de protectores solares es una práctica poco frecuente, ya que sólo uno de cada 10 mexicanos lo emplea todos los días; sin embargo, la mayoría desconoce que se tiene que aplicar varias veces al día, no sólo una ocasión, pues el sudor hace que esta capa protectora se desvanezca.

Desde las 9:00 hasta las 14:00 horas, sobre Paseo de la Reforma, a la altura de la Glorieta de La Palma, especialistas en dermatología, junto con empresas productoras de protectores solares, que se sumaron a esta campaña, exponen sus productos y orientan a las personas sobre el uso adecuado de estos productos.

Además, los expertos en el cuidado de la piel dan pláticas y muestran videos para explicar el tiempo y los horarios en que deben las personas asolearse, en caso de ir a la playa, pero también, el cuidado diario, que debe ser constante, pues el hecho de estar en una oficina no garantiza la protección, pues todas las personas tienen que desarrollar actividades en la calle, y en horarios cuando la radiación del Sol es más alta.

“Las partes del cuerpo más afectadas por cáncer de piel son cara, pabellones auriculares, manos, pies y uñas. En las últimas dos décadas el cáncer de piel ha incrementado su incidencia en personas jóvenes, menores de 30 años de edad”, expuso.

La especialista en dermatología informó que el cáncer de piel ha tenido un predominio en mujeres, con 67 por ciento de los casos, debido al incremento en la exposición a la radiación ultravioleta que, entre otros factores, se asocia al gusto por el bronceado (solar o por camas de bronceado).

Sin embargo, resaltó que los hombres son quienes más desarrollan cáncer de piel, debido a que están más en las calles.

Entre las recomendaciones que la fundación difunde esta evitar actividades al aire libre entre las 10:00 y las 16:00 horas, pues en ese periodo es cuando es mayor la radiación solar.

También se necesario ponerse protector solar, media hora antes de exponerse al Sol y reaplicar cada cuatro horas en el día a día, y el nivel de protección recomendado es dependiendo del color de piel, las pieles morenas o más obscuras deberán usar de 30 y más, y las personas con piel muy blanca, el de 50 y más, que es el nivel más alto.

Señaló que el protector solar se debe utilizar aun cuando el día este nublado, y cada dos o tres horas cuando se está de vacaciones en lugares con fuerte radiación solar, sobre todo si se va a una alberca o playa.

Además, usar sombreros de ala ancha, viceras, lentes para proteger los ojos, del espectro electromagnético, que es la luz ultravioleta; ropa que cubra lo más que se pueda y las partes descubiertas poner protector solar, entre otras precauciones.

La experta rechazo el uso de camas bronceadoras, pues indicó que al utilizar rayos ultravioleta para lograr dicho efecto, son muy dañinas, e incluso opinó que se debería prohibir, como ya sucede en algunos países, pues consideró irresponsable su uso, tanto de quienes promueven este servicio como de quien lo compra.

León Dorantes resaltó que la principal misión de esta fundación es educar al público en general sobre la importancia de las enfermedades de la piel y sobre todo prevenirlas, es por ello que se instauró el Día Nacional de la Fotoprotección, que por ocho años han conmemorado, y es para llamar la atención en la importancia de tener una cultura de protección de la piel.

La dermatóloga indicó que el Sol se tiene que tomar de manera inteligente y para darle a nuestro cuerpo salud, como es sintetizar la vitamina D y evitar el raquitismo, pero para ello se necesita muy poca exposición, de minutos, para que la piel haga esta función.

Y reconoció que el calor y la luz que da el Sol dan bienestar psíquico, pues tiene un efecto antidepresivo, pero tiene que tomarse antes de las 10:00 horas o después de las 16:00 horas y por periodos cortos, con protección.

También alertó que no sólo afecta los ambientes soleados, sino que hay otros lugares donde la luz del Sol se refleja y puede dañar como es en la nieve, por lo que también se deben proteger.

La experta indicó que existen tres tipos de cáncer, los cuales son curables si son detectados a tiempo, como es el carcinoma de células basales es el tipo más común de cáncer de piel, que surgen, por lo general en las zonas expuestas al Sol, especialmente la cabeza y el cuello.

Además el carcinoma de células escamosas, también llamados cánceres de células escamosas, que las células en estos cánceres lucen como versiones anormales de las células escamosas vistas en las capas externas de la piel.

Estos cánceres comúnmente aparecen en las áreas del cuerpo expuestas al Sol, tales como cara, orejas, labios y dorso de las manos. También puede surgir en cicatrices o llagas crónicas de la piel en otras partes del cuerpo.

Y el melanoma que se origina a partir de los melanocitos, las células de la piel que producen los pigmentos. Los melanocitos también pueden formar crecimientos benignos (no cancerosos) que son conocidos como los lunares.

Añadió que hay otros tipos de cáncer de piel menos comunes como Carcinoma de células de Merkel, Sarcoma de Kaposi, Linfoma cutáneo (piel), Tumores de los anexos de la piel (tumores que se originan en los folículos pilosos o en las glándulas de la piel).

NTX/ERM/CHA

Puedes comentar esta nota con nosotros en nuestras redes sociales Facebook, Twitter y Google+.

Noticias de agencia y redacción

Más en Salud