Viral

Legislador republicano enseña trasero y lanza insultos racistas por TV

Un legislador de Georgia es la figura más reciente que cae víctima de una entrevista fingida por parte del comediante Sacha Baron Cohen.

En el programa de Cohen, el legislador Jason Spencer expone el trasero, habla con un acento asiático burlón y grita un insulto racial, siendo persuadido que eso es bueno para la lucha contra el terrorismo.

En la transmisión del programa “Who Is America?” el domingo por la noche, Cohen posa como un militar israelí que persuade a Spencer a incurrir en varias conductas extravagantes. Al legislador le habían dicho que se trataba de un video antiterrorista.

Spencer grita varias veces insultos raciales a los negros luego de que Cohen le dice que eso es útil para atraer la atención de los transeúntes cuando uno está en medio de un ataque.

El legislador también se baja los pantalones, posteriormente sus calzones y da la vuelta para exponer su trasero mientras grita “¡Viva Estados Unidos!”, luego que Cohen le había dicho que semejante conducta provoca miedo en los yihadistas homofóbicos.

El segmento también muestra a Spencer hablar con un acento burlón asiático mientras pretendía usar un sujetador de teléfono celular para tomarle foto a una mujer musulmana desde debajo de su burka.

La conducta de Spencer horrorizó a los republicanos de Georgia.

El presidente de la Cámara de Representantes estatal David Ralston dijo que Spencer “cometió un acto vergonzoso y debe renunciar inmediatamente”, reportó el Atlanta Journal-Constitution.

El gobernador Nathan Deal publicó un tuit en el que escribió: “No hay excusa para este tipo de conducta, nunca, y estoy consternado e indignado por ella”.

De todas formas, no habrá ninguna consideración para Spencer en las urnas este año.

Un contendiente republicano ya venció al legislador en las primarias de Georgia celebradas el 22 de mayo.

Síguenos en Spotify

Noticias Relacionadas

Adblock Detectado

Por favor, considera ayudarnos desactivando tu ad blocker. Te prometemos que nuestra publicidad NO es molesta. Gracias a ella es que seguimos online.