Salud

Disminución de testosterona constituye riesgos a la salud del varón

A partir de la tercera década de la vida, la producción de testosterona en el varón comienza su declive de manera gradual, lo que puede ocasionar diversos síntomas y en etapas más avanzadas puede, incluso, mermar la calidad de vida del hombre.

En un comunicado, el titular del servicio de Endocrinología del Hospital de Especialidades del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco, Miguel Escalante Pulido, destacó que en ciertas ocasiones los hombres pueden experimentar una pérdida acelerada y prematura de testosterona, debido a cuestiones incluso quirúrgicas.

Por ello, es necesario evaluar individualmente el caso y determinar si es factible brindar terapia de remplazo hormonal.

Indicó que existen condiciones como el hecho de haber sido sometidos a cirugía de hipófisis en donde jóvenes de entre 25 y 35 años de edad, tienen una baja producción de testosterona, y sin tratamiento pueden experimentar serias complicaciones.

“Sufren osteoporosis, enfermedad cardiovascular arterioesclerosa, mayor pérdida cognitiva, mayor depresión, fibromialgias, de tal manera que es importante el remplazo de esta hormona”, explicó.

Agregó que la testosterona no sólo tiene como fin el desarrollo de la sexualidad, sino, además, “una persona que no tiene una cantidad de testosterona en una etapa donde se requiere, obviamente va a tener una repercusión, pues ayuda a tener fuerza muscular, equilibro óseo y a mantener el estado cognitivo incluso”.

Subrayó que antes de brindar terapia de remplazo, se deben descartar situaciones como el no presentar alteraciones en la próstata, y revisar las condiciones de la presión arterial y el funcionamiento del hígado y los riñones.

“Debemos prever el daño que pudieran tener los metabolitos, la próstata y el hígado y el riñón que son de los órganos que más se pueden afectar”, recalcó.

A fin de preservar la producción de testosterona y disminuir las molestias propias de la andropausia en el hombre que se presenta a partir de los 45 años, refirió que se deben mantener estilos de vida saludables.

“En la andropausia, al igual que la menopausia, no sólo hay síntomas de depresión y cambios en su estilo de vida diaria porque empiezan a tener menos sueños y alteraciones emocionales evidentes, la fuerza muscular disminuya, además de la estatura, bochornos, son síntomas muy parecidos a los de las mujeres”, dijo.

La andropausia, reiteró, es la etapa en la que mayoritariamente disminuye la producción de hormona masculina (testosterona).

NTX/LEL/LNP/AJV

Síguenos en Google News

Noticias Relacionadas

Adblock Detectado

Por favor, considera ayudarnos desactivando tu ad blocker. Te prometemos que nuestra publicidad NO es molesta. Gracias a ella es que seguimos online.