Salud

Niños deben recibir atención médica desde que nacen, dice IMSS

Desde la primera semana del nacimiento, los niños deben recibir atención médica, por lo que el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) exhorta a los padres y cuidadores a acudir a la Unidad de Medicina Familiar (UMF) que corresponda al infante.

La coordinadora de Atención y Prevención a la Salud, Guadalupe Gutiérrez Guerrero, indicó que de hecho antes del quinto día, el niño debe haber sido ya tamizado con el fin de descartar enfermedades de origen congénito, así como defectos del metabolismo.

Posteriormente, explicó, se debe llevar al niño nuevamente a revisión médica al mes del nacimiento, y después hacer una visita mensual o bimestral por lo menos durante su primer año de vida, para verificar que su desarrollo sea conforme a lo esperado.

En un comunicado, la especialista consideró importante garantizar la aplicación de vacunas en este periodo y verificar la talla y el peso del niño, además de recibir orientación nutricional que permita a los padres brindar alimentación saludable y nutritiva y conforme a los requerimientos del pequeño.

Entre los motivos de consulta más frecuentes en la población pediátrica derechohabiente figuran afectaciones respiratorias, otitis, infecciones gastrointestinales, fiebres exantemáticas y accidentes. Mientras que en etapa de pubertad se suman problemas de hígado e intestino, cáncer y patologías del riñón.

La evaluación que realizan de forma conjunta el médico familiar y la enfermera materno infantil, indicó Gutiérrez Guerrero, abarca la detección temprana de defectos físicos, disfunciones tanto motoras, como auditivas y visuales, además de descartar otras patologías de inicio temprano.

De hecho mencionó que entre las principales causas de decesos en la población infantil, figuran enfermedades perinatales, enfermedades respiratorias agudas, infecciones gastrointestinales, malformaciones congénitas, patologías cardiacas, infecciones (choques sépticos), enfermedades renales, cáncer y accidentes.

Advirtió que entre los signos y síntomas de alarma que deben advertir los padres en el niño y que ameritan revisión médica inmediata, se encuentra el presentar fiebre (temperatura superior a 38 grados), alteraciones en sueño y apetito, dificultad respiratoria, bajo peso, evacuaciones y vómitos irregulares.

NTX/LEL/AJV

Síguenos en Google News
Hablamos de

Noticias Relacionadas

Adblock Detectado

Por favor, considera ayudarnos desactivando tu ad blocker. Te prometemos que nuestra publicidad NO es molesta. Gracias a ella es que seguimos online.