EconomíaTecnología

La Policía Cibernética ya identificó 80 apps que ofrecen préstamos falsos

Con el avance tecnológico que crece a pasos agigantados en el ámbito financiero y el auge de la industria Fintech, las inversiones y el acceso de la población a estos recursos es mucho más simple y universal. Ahora cualquier persona que cuente con un teléfono inteligente puede descargar una app o ingresar a una página web y hacerse acreedor de un  prestamos en linea. Las soluciones digitales resultan cómodas, prácticas, sencillas e inclusivas, pero si no son utilizadas con cuidado también pueden resultar muy peligrosas. 

Durante la crisis económica de los últimos años, pedir un crédito pasó a ser una de las únicas opciones para mejorar el estado económico de las familias mexicanas. Ante esta alta demanda por parte de la población aparecieron casi cien aplicaciones fraudulentas, que roban, extorsionan y amenazan a los clientes.

Si bien los fraudes financieros no son sólo digitales, las cifras preocupan a las entidades policiales. Según datos de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) los primeros tres meses de este año se registraron 1 millón 901 mil 897 quejas por fraudes financieros, de las cuales el 70% pertenecen a fraudes cibernéticos

Posterior a estas acusaciones y abriendo líneas de investigación, la Policía Cibernética mexicana pudo detectar al menos 80 apps que no cuentan con todas las regulaciones necesarias para realizar préstamos digitales de manera legal y transparente. Desde febrero de este año junto con la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), se desenmascararon múltiples operaciones maliciosas de empresas que ofrecen entre 2 mil y 5 millones de pesos de acreditación inmediata, a través de anuncios en páginas web o redes sociales. 

El agente de la Policía Cibernética, Alejandro Espinosa, explicó que en este fenómeno “mencionan que puedes obtener préstamos de una forma muy sencilla sin realizar buró de crédito. Desde el momento que se descarga la aplicación se pone en riesgo la información, ya que la app solicita permiso para ingresar a la galería y agenda de contactos”. De esta manera, en el momento que el cliente permite el acceso a toda su información personal, comienza a sufrir amenazas y extorsiones por parte de la supuesta empresa de servicios financieros. Algunos solicitantes realizan transferencias electrónicas de grandes montos de dinero bajo la influencia de los delincuentes.  

Dentro de las múltiples recomendaciones que otorga el Condusef sobre fraude cibernético, aconsejan a los solicitantes: verificar si es una institución legal, antes de contratar un producto financiero o dar información a través de una app o internet; verificar en el SIPRES (Sistema de Registro de Prestadores de Servicios Financieros) el estatus de la supuesta compañía digital o empresa que ofrece el préstamo financiero; corroborar que la organización no usurpe a otra institución legalmente constituida; no acceder a brindar pagos adelantados de gastos de gestoría cuando solicites un crédito; revisar las condiciones del cobro del crédito y las responsabilidades de quien solicitó el préstamo. 

Redacción

Cuando las noticias van firmadas por este perfil, significa que fueron escritas por más de un miembro de nuestro equipo o son de agencias informativas o comunicados de prensa.